Beneficios Lenda VET CAT Hepatic

Ayuda a la función hepática en caso de insuficiencia hepática crónica

La insuficiencia hepática en gatos es el conjunto de enfermedades que limitan la funcionalidad del hígado, éste interviene, entre otras muchas funciones, en la síntesis de lipoproteínas y glucógeno, en la digestión, como filtrante e inmunomodulador; además conjuga la Taurina y Arginina ácidos biliares para la formación de las sales biliares.

Tantas son las funciones como los desafíos a los que se enfrenta, tanto enfermedades primarias como secundarias que pueden mermar su funcionalidad; la función de reserva como la capacidad de regeneración del hígado son elevados, por lo que en un proceso agudo, la probabilidad de recuperación es alta. En casos de ser una enfermedad crónica, el tratamiento irá enfocado en minimizar y limitar el proceso degenerativo, además de controlar la previsible anemia y/o malnutrición.

La sintomatología presente en gatos con enfermedad hepática no hacen sencilla su identificación, siendo más claros cuanto más avanzada está la enfermedad. En caso de sospecha de enfermedad hepática, serán necesarios una amplia variedad análisis de orina y sangre, biopsias, diagnósticos por imagen, que permitirían identificar y diagnosticar la enfermedad y sus causas.
La IH puede ser primaria (lipidosis hepática idiopática felina) o secundaria a diabetes mellitus, pancreatitis, IBD…
Dentro de las enfermedades más comunes que generan la insuficiencia hepática crónica, encontramos la lipidosis hepática, habitual cuando el gato deja de comer o se ve sometido a una pérdida de peso muy rápida o anemia. En estos supuestos, se moviliza gran cantidad de ácidos grasos hacia el hígado donde se convierten en triglicéridos, lo que unido a la malnutrición puede favorecer la carencia de proteínas necesarias para la síntesis de lipoproteínas encargadas de deshacerse de los triglicéridos excedentes. Esto propicia la acumulación en el órgano y su inutilización.

Como resultado de la insuficiencia hepática, podemos encontrar enfermedades secundarias graves como la encefalopatía hepática, de la que hay amplia información al respecto y que requiere de un manejo nutricional adecuado con restricción proteica, proteínas de gran calidad que limiten la producción de residuos nitrogenados, con un volumen adecuado de hidratos de carbono que permitan un buen aporte calórico.

En las enfermedades hepáticas se presentan cambios importante en la flora intestinal que influyen en el desarrollo de la misma, la capacidad de modulación de la flora, permeabilidad intestinal e inmunomodulación, se consideran importantes elementos en la consecución de una calidad de vida adecuada. El tratamiento farmacológico necesario en el tratamiento de la enfermedad también supone un factor que puede modificar el equilibrio y que el uso de probióticos puede llegar a corregir.

Este é um aviso de cookie padrão que você pode facilmente adaptar ou desativar de acordo com sua preferência no administrador. Usamos cookies para garantir que oferecemos a melhor experiência em nosso site.

Pre-loader